Lun. Ago 2nd, 2021

El objetivo es impulsar el uso de combustibles líquidos renovables y neutros e carbono como una vía complementaria para la descarbonización. Los ecocombustibles pueden suponer una importante contribución a la reducción de emisiones en nuestro país, manteniendo la competitividad y el empleo de los sectores representados.


CONFEBUS se une a otros actores del transporte, agricultura, pesca, productores y distribuidores de carburantes y de biocarburantes para defender el papel de los combustibles líquidos en la transición energética.


La Confederación Española de Transporte en Autobús (CONFEBUS) se ha unido a la Plataforma para la Promoción de los Ecombustibles, cuyo principal objetivo es el impulso del uso de combustibles líquidos renovables y neutros en
carbono como una vía complementaria para la descarbonización. De esta forma, el sector del transporte en autobús, fiel a su compromiso por una movilidad sostenible, da un paso más hacia la consecución de la neutralidad climática.


La transición energética es responsabilidad de todos y los distintos sectores económicos de nuestro país deben aunar esfuerzos y estar alineados para aportar y conseguir alcanzar las metas de este proyecto común: la neutralidad climática. Nadie debe quedarse atrás en el proceso de transición energética y este desafío debe incluir a todos los colectivos dispuestos a tener un papel protagonista en esta transición como es el caso del sector del autobús.
Rafael Barbadillo, presidente de CONFEBUS, señala: “El autobús es un pilar esencial de la movilidad sostenible en nuestro país y juega un papel decisivo en la consecución de los objetivos climáticos. La adhesión de CONFEBUS a la Plataforma para la Promoción de los Ecombustibles es muestra de nuestro compromiso con ese ambicioso proyecto común que es la reducción de las emisiones para luchar contra el cambio climático”.


Como firmantes del manifiesto original se incluyen las 17 principales asociaciones del sector del transporte, por tierra, mar y aire, de los agricultores, la pesca y los productores y distribuidores de carburantes y de biocarburantes: AEVECAR, ALA, ANAVE, APPA Biocarburantes, AOP, ASAJA, ASTIC, ATliq, BIO-e, CEEES, CEPESCA, CETM, CODIGASOIL,
CONFEBUS, FEDEPORT, GEREGRAS y UPI. Estas asociaciones representan a más de 321.000 empresas de todo tipo, desde grandes multinacionales a micropymes y autónomos, que generan más de 2,7 millones de puestos de trabajo entre empleo directo, indirecto e inducido y se reparten por toda la geografía española, sirviendo como ejes de creación de empleo y riqueza para el país.


El objetivo principal de la Plataforma para la Promoción de los Ecombustibles es que los ecocombustibles se incluyan plenamente en los planes, marcos regulatorios y políticas fiscales para la transición energética. Por eso reclama políticas de estímulo para el desarrollo y adopción de los ecocombustibles a lo largo de toda la cadena de valor.
En ese sentido, su papel puede ser crucial para el impulso económico de la España Vaciada, no solo por su fuerte relación con la actividad agropecuaria y el aprovechamiento de residuos forestales, sino por la importancia de estos carburantes en zonas de difícil penetración de alternativas electrificadas.


Entre los próximos pasos de la Plataforma se incluye el establecimiento de un diálogo fluido con las administraciones públicas, puesta en marcha de actividades conjuntas de divulgación de las ventajas de los ecocombustibles, la difusión de los avances en la investigación y buenas prácticas de implantación de estos, así como el impulso de la competitividad de los sectores implicados.


Ecocombustibles
Los ecocombustibles –combustibles líquidos renovables y de bajas o nulas emisiones de CO2 fabricados con materias primas alternativas al petróleo– agrupan a un conjunto de tecnologías para la producción de combustibles líquidos que, respetando la neutralidad tecnológica y potenciando el desarrollo industrial, permiten la reducción real de emisiones.


En cuanto a su papel en el desarrollo económico e industrial, se trata de una alternativa que puede impulsar la seguridad e independencia energética del país y grandes oportunidades de creación de empleo y riqueza industrial, al poder emplear materias primas disponibles en nuestro territorio como biomasa sostenible, residuos biológicos, CO2 capturado y agua, reduciendo el uso de combustibles de origen fósil

Por Mayte Rodríguez López

Periodista especializada en movilidad y transporte público de viajeros. Editora de las revistas Carril Bus y City Motion

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *