Sáb. Sep 18th, 2021

Un año después de haber obtenido el certificado de Aenor frente a la Covid-19, Dbus ha superado con éxito la auditoría de la renovación de dicho certificado. Desde hace más de un año, Dbus lleva realizando ajustes continuos para adaptarse a la nuevas situaciones derivadas de la COVID-19, desarrollando nuevos protocolos e implementando diversas medidas preventivas para garantizar la salud y seguridad del personal de la Compañía y de las personas usuarias.

Prueba de ello han sido la inexistencia de casos de contagio o contaminación por Covid en los autobuses de Dbus (0  casos) durante este primer año en el que nuestros servicios han sido utilizado por 10.305.494 millones usuarios/as, así como la creciente recuperación de la demanda obtenida, que a agosto de 2021 ya roza el 80%.

Este certificado de AENOR  garantiza que el servicio que realiza la Compañía cumple los protocolos y medidas necesarias establecidas por Dbus en su propio protocolo frente a esta nueva situación.

La Certificación de Protocolos frente al COVID-19 es un aval externo sobre la efectividad de las medidas que aplica Dbus y están basadas en las directrices marcadas por el Ministerio de Sanidad en materia de prevención e higiene sobre la COVID-19. La metodología de esta certificación se basa en las recomendaciones de organismos nacionales e internacionales y supone un abordaje completo de la gestión de las organizacionesde los riesgos derivados de la COVID-19. La auditoría evalúa, entre otros aspectos, los protocolos de actuación frente a la COVID-19 así como el cumplimiento de los mismos.

Entre las medidas implementadas por Dbus destacan la limpieza y desinfección diaria de toda la flota e instalaciones de Cocheras, la colocación de mamparas protectoras en el puesto de conducción en todos los vehículos, la ventilación permanente,el estudio realizado por especialistas sobre la calidad del aire en el interior de los autobuses cuyo resultado confirma que el aire se renueva cada 13 segundos, 5 veces por minuto aproximadamente, una tasa de renovación entre 9 y 10 veces superior a la recomendada. Destaca también el establecimiento de las medidas de seguridad sanitaria tanto en los autobuses como en las instalaciones o la exigencia a los proveedores del cumplimiento de las medidas de protección y seguridad, de manera que se pueda ofrecer a las personas usuarias un servicio seguro.

Esta certificación se une al certificado de calidad AENOR conforme a la norma UNE-EN 13816 de Transporte Público de Pasajeros/as que certifica la calidad de su servicio en las líneas 5-Benta Berri, 13-Altza y 28-Amara-Ospitaleak, que registran aproximadamente la mitad de las personas usuarias que viajan diariamente en Dbus. Estos compromisos, además, se aplican no solo en estas tres líneas, sino en toda la flota de autobuses y en el funcionamiento diario de la Compañía.

Una vez más, el certificado de AENOR frente a la COVID-19 pone de manifiesto la seguridad del transporte público donostiarra y otorga la confianza necesaria para recuperar el modelo de movilidad sostenible de Dbus, apostando por el transporte público como el medio más eficiente y ecológico para moverse en San Sebastián.

Por Mayte Rodríguez López

Periodista especializada en movilidad y transporte público de viajeros. Editora de las revistas Carril Bus y City Motion

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *