Mar. Ago 3rd, 2021

La Empresa Municipal de Transportes de Madrid ha adjudicado recientemente el concurso para la adquisición de 520 nuevos autobuses de Gas Natural Comprimido (GNC) para los años 2021, 2022 y 2023, así como el concurso para la compra de 50 nuevos autobuses eléctricos. Estas adquisiciones permitirán retirar de la circulación la flota más contaminante de la empresa municipal.

Tal y como anunció el Ayuntamiento el pasado mes de diciembre, a partir de enero de 2023 la EMT ya no prestará servicio con autobuses de gasoil y toda su flota estará compuesta por autobuses eléctricos, de gas natural e híbridos.

La adjudicación de los autobuses de GNC, que contaba con un presupuesto base de licitación de 161,2 millones de euros, supondrá finalmente una inversión de 151,5 millones de euros. El procedimiento se ha dividido en tres lotes: el primero, de 250 autobuses, se ha adjudicado a Solaris Bus Ibérica con el modelo Solaris Bus Urbino GNC; el segundo, de 170 autobuses, ha recaído en Scania Hispania y su modelo Scania N280 GNC Castrosúa y el tercer lote, de 100 vehículos, se ha adjudicado a Evobus Ibérica con el modelo Mercedes Citaro GNC.

En el concurso se han tenido en cuenta aspectos energéticos y ambientales junto a otros como la calidad y la asistencia técnica, el coste en el ciclo de vida, además de los criterios establecidos por la EMT como la adecuación a normas de carrozado o el plazo de entrega.

Tras la adjudicación del concurso, la entrega de los 520 autobuses se realizará en tres años: los primeros 190 autobuses de esta adquisición llegarán en 2021, en 2022 se sumarán otros 200 autobuses y en 2023 se recibirán otros 130 vehículos.

Este calendario de entregas permitirá retirar del servicio los 383 autobuses diésel que actualmente tiene la empresa municipal. Este año dejarán de funcionar 250 vehículos y el próximo año, los 133 restantes.

Autobuses eléctricos

La adjudicación de los autobuses eléctricos supondrá una inversión de 25,9 millones de euros. El procedimiento se ha dividido en dos lotes: el primero, de 30 autobuses eléctricos estándar, se ha adjudicado a Irizar con el modelo Irizar ieBUS y el segundo lote, de otras 20 unidades, ha recaído en BYD Europa y su modelo BYD K9UB.

Además de esta licitación, la EMT sumará otros 50 vehículos eléctricos y seis minibuses también eléctricos. Con este nuevo equipamiento, la flota CERO crecerá hasta las 179 unidades a final de este año y se alcanzará la electrificación del 8,6 % del parque de la EMT.

La flota de autobuses de la Empresa Municipal de Transportes es de las más modernas de Europa, con una edad media de 5,75 años y vehículos que incorporan los últimos avances tecnológicos en materia de seguridad, confort, exigencias medioambientales y accesibilidad universal.

Por Mayte Rodríguez López

Periodista especializada en movilidad y transporte público de viajeros. Editora de las revistas Carril Bus y City Motion

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *