Vie. Dic 3rd, 2021

Se va a solicitar una subida extraordinaria de las tarifas, ante el constante y elevado incremento del precio del gasóleo. Además, se pone de manifiesto que las ayudas para la renovación de flotas no son suficientes para provocar y fomentar un verdadero cambio tecnológico.


La Junta Directiva de CONFEBUS, que se reunió en Madrid el pasado jueves, 18 de noviembre, sigue demandando más fondos a las administraciones ante la debilidad que aún continúa provocando la crisis del Covid en el sector y ante la escasez de la demanda de viajeros del autobús, con el objetivo de poder
garantizar la movilidad. Un acto que además contó con la asistencia del director general de Transporte Terrestre del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma), Jaime Moreno.


De este modo, se puso de manifestó la preocupación por la lenta recuperación de la demanda de viajeros, que aún está lejos de los niveles de 2019, especialmente en los servicios discrecionales y de larga distancia, por lo que se seguirá necesitando el acompañamiento de las administraciones durante los próximos meses para el sostenimiento del sector, especialmente a partir de marzo de 2022, momento en el que habrá que devolver los créditos ICO y en el que finalizará la prórroga de los ERTE, que tendrán una nueva regulación en la reforma laboral.


Por otro lado, ante el constante incremento del precio del gasóleo, que acumula un encarecimiento del 40% desde mayo de 2020, situándose en los 1,385 euros por litro, una cifra que está a un paso de superar su máximo histórico y que no se veía desde 2013, la Junta Directiva acordó solicitar al Gobierno una revisión extraordinaria de las tarifas para poder actualizar el precio en función de la evolución del gasóleo, para reequilibrar las concesiones de los servicios regulares de viajeros por carretera y los de uso especial competencia de la Administración Autonómica. Los empresarios han de trasladar, también a
precios, estos incrementos en los contratos de ámbito privado no sometidos a tarifas o contratación administrativa. Este incremento extraordinario de tarifas debería ser de, al menos, el 8%, para permitir cubrir el déficit acumulado y evitar que el incremento del precio de los carburantes no lastre aún más el equilibrio económico de las ya deterioradas cuentas de las empresas.


En cuanto a la tramitación de los Presupuestos Generales del Estado para 2022, que ahora se encuentra en proceso de enmiendas, CONFEBUS está trabajando para que se contemplen los necesarios apoyos para reequilibrar los contratos públicos de transporte, tanto autonómicos y locales como estatales, así como un fondo de 80 M€ para compensar los graves daños ocasionados por el Covid en los servicios discrecionales, de modo que la industria de la movilidad pueda seguir prestando este servicio esencial de calidad y pueda contribuir al desarrollo de nuestra principal industria, el Turismo.


Otro de los temas que se abordó durante la reunión fue la reciente publicación del Real Decreto 983/2021, por el que se aprueba la concesión directa a las comunidades autónomas y a las ciudades de Ceuta y Melilla de ayudas para la transformación de flotas de transporte de viajeros y mercancías de empresas privadas prestadoras de servicios de transporte por carretera, así como de empresas que realicen transporte privado complementario, en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, considerando que el importe de estas ayudas no es suficiente para provocar y fomentar un
verdadero cambio tecnológico y que, además, se dejan fuera tecnologías basadas en ecocombustibles y en motores de combustión de última generación que son necesarios para la transición, incentivándose tecnologías que aún no están disponibles para su producción masiva y que, al mismo tiempo, no cuentan con la infraestructura de recarga necesaria. Por todo ello, CONFEBUS considera que sería deseable que, en la ejecución de las ayudas, se tuviera en cuentan estas consideraciones, para que las ayudas sean efectivas y lleguen a todo el sector.


Ante la escasez de nuevos conductores en la profesión, que se presenta como un problema grave a medio plazo, se planteó la necesidad de crear una formación profesional que permita obtener el carné de conducir de autobús y, de este modo, atraer y formar a jóvenes profesionales del transporte.


Respecto a los asuntos del Mitma, se puso de manifiesto la necesidad de que las concesiones regulares de transporte de cualquier ámbito sigan contando con partidas presupuestarias para su reequilibrio económico.


Sobre la Ley de Movilidad Sostenible y Financiación del Transporte, se informó que, desde la Administración, los modos de transporte colectivo como el autobús seguirán teniendo un papel protagonista como columna vertebral de la movilidad sostenible y que la intención del Mitma es presentar este otoño el primer borrador de la Ley al Consejo de Ministros para primera lectura, para iniciar a el trámite de consulta pública. Tras su tramitación parlamentaria, se prevé que la norma vea la luz en el segundo semestre de 2023, como parte del compromiso de España en el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia.


Además, se reveló que el Ministerio está a punto de lanzar una campaña de publicidad para el fomento del transporte público cotidiano, para cuya elaboración que ha contado con el apoyo y colaboración del Comité Nacional del Transporte por Carretera (CNTC), del que forma parte CONFEBUS. La campaña contará con piezas para TV, radio, prensa, exteriores, RRSS y medios digitales y se desarrollará del 23 de noviembre al 6 de diciembre.


Respecto a las últimas novedades en Europa, se analizó el Real Decreto-ley 24/2021, que transpone diversas directivas de la Unión Europea, entre ellas la relativa a la promoción de vehículos de transporte por carretera limpios y energéticamente eficientes, que obliga a que los poderes adjudicadores y las entidades contratantes tengan en cuenta los impactos energético y medioambiental de los vehículos de transporte por carretera durante su vida útil, a efectos de la contratación pública mediante el establecimiento de un determinado porcentaje de vehículos limpios que deberán incluirse en ciertas licitaciones.


Además, se revisaron los últimos informes elaborados por la Confederación en respuesta a consultas públicas sobre normativas de ámbito nacional y europeo, entre otros: el plan de contingencia para el transporte UE; los servicios digitales que integran diferentes modos de transporte; las infracciones que pueden acarrear la pérdida de honorabilidad de un operador de transporte por carretera; los servicios de información sobre el tráfico rodado; el Reglamento de determinación de las emisiones de CO2 y el consumo de combustible de camiones medianos y pesados y autobuses pesados; los vehículos de baja emisión: mejora de la infraestructura de recarga o repostaje de la UE; la consulta pública del Mitma previa al proyecto de RD que aprueba Reglamento General de Carreteras en desarrollo de la Ley 37/2015, de Carreteras; o la participación pública del Miterd sobre el Proyecto de Real Decreto de transposición parcial de la Directiva 2018/2001, relativa al fomento del uso de energía procedente de fuentes renovables.


Por último, se recordó el trabajo que CONFEBUS está desarrollando a través de sus Redes Sociales y canales de comunicación (web, newsletter, revista…), con el objetivo de seguir posicionado la imagen del sector y sus planteamientos, recalcando también que el crecimiento de seguidores y visitas ha sido muy significativo desde que comenzó la pandemia.


Somauto-Otokar con la Junta Directiva de CONFEBUS


Como patrocinadores del acto y socios colaboradores de CONFEBUS, al finalizar la reunión intervinieron Antonio Bautista Toribio y Antonio Bautista González, presidente y consejero delegado de SOMAUTO respectivamente, presentando las soluciones competitivas de Somauto-Otokar para las empresas de autobuses. Se trata de vehículos orientados al mercado europeo, cuyo diseño responde a la demanda de la clientela, diseñados y desarrollados por un equipo de ingenieros cualificados.


Somauto-Otokar dispone de 3 modelos en la gama discrecional (NAVIGO T, ULYSO T y VECTIO U Clase III), 5 modelos en la gama de transporte urbano (VECTIO C, NAVIGO C, KENT C, KENT C articulado y KENT CNG) y 4 modelos en la gama de transportes interurbana (TERRITO U, VECTIO U, VECTIO ULE y NAVIGO U).


El pasado año, el ULYSO TH fue galardonado como “Midibús del Año 2020 en España” en los Premios Nacionales del Transporte. Entre otras novedades, en 2021 Otokar ha presentado el nuevo TERRITO U GNC de 12-13 metros en versión cercanías Clase II y Clase III de media distancia y con motorizaciones
Cummins y DAF, además de un nuevo autobús 100% eléctrico, el e-KENT C, que, con un diseño innovador, dispone de una eficaz tecnología identificada con el distintivo ElectricDRIVE y cuenta con un sistema de recarga más eficaz. Igualmente, en la actualdidad están trabajando en el desarrollo de un modelo hibrido, el cual esperan poder presentar muy pronto.

Por Mayte Rodríguez López

Periodista especializada en movilidad y transporte público de viajeros. Editora de las revistas Carril Bus y City Motion

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *