Interbus incorpora otros dos Volvo Hybrid 7900 a su flota

miércoles, 30 de abril de 2014

El consejero de Transportes, Infraestructuras y Vivienda, Pablo Cavero, y el consejero de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, Borja Sarasola, han visitado la empresa Interbus, que ha incorporado a su flota dos nuevos vehículos híbridos del modelo Volvo 7900 Hybrid con motor Euro 6 y 400 CV de potencia.

Con estos son ya ocho los autobuses de la firma sueca que funcionan en el operador de transporte. Los vehículos se caracterizan por una reducción de emisiones del 40% de CO2 y un 50% de partículas y óxidos de nitrógeno. “En toda la Comunidad –explicó Cavero- existen ya 18 autobuses híbridos que proporcionan servicio urbano, ya que la manera de conducción en estos entornos, con paradas frecuentes, permite el funcionamiento óptimo del motor diésel y eléctrico de forma conjunta, reduciendo el consumo de carburante un 40% y, en consecuencia, disminuyendo la contaminación”.

“Numerosos beneficios –concluyó Cavero- que son posibles gracias a la implicación de todos los actores que participan en el transporte público, empresas, ayuntamientos y Gobierno regional, y que la Comunidad de Madrid va a seguir apoyando, consiguiendo que la modernización del servicio sea una realidad”. En los últimos tres años, la Comunidad de Madrid ha logrado la renovación de un tercio de la flota, compuesta por 2.000 vehículos.

Por su parte, Borja Sarasola, destacó que la Comunidad de Madrid tiene como objetivo dentro de su Estrategia de Calidad del Aire 2013-2020 la reducción de 30.000 toneladas de emisiones contaminantes. Y es precisamente el sector del transporte el que centra la mayor parte de las actuaciones. De hecho, aglutina el 30% de las medidas proyectadas para mejorar la calidad del aire, dado que se trata de un sector que causa el 45% de las emisiones de dióxido de carbono y el 68% de las de óxido de nitrógeno.

Por esta razón, la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio ha desarrollado un paquete integral de medidas para favorecer la movilidad eléctrica y de vehículos menos contaminantes. Así, todos los municipios de más de 20.000 habitantes contarán al menos con un punto de recarga y se promoverá un acuerdo para que los vehículos eficientes puedan circular por el carril Bus-VAO.

Por Mayte Rodríguez López