X

El autobús urbano en España es más barato pero más lento que en Europa

Jueves, 16 de julio de 2015

El precio del transporte colectivo en las ciudades españolas es de los más bajos de Europa y la velocidad media de las autobuses urbanos también se sitúa muy por debajo de la media que registran los países comunitarios, así lo ha señalado la asociación Atuc a través de su secretario general, Jesús Herrero.

Ambas características de nuestra movilidad urbana “evidencian, de una parte, un compromiso con su sostenibilidad económica mediante la subvención tarifaria que recibe el sector de las diferentes administraciones” y, de otra, “la desventaja con la que opera frente a las facilidades que encuentra el vehículo privado”, ha dicho Herrero.

A partir de los datos facilitados por las autoridades de transporte de 25 áreas metropolitanas europeas, contenidos en la última edición de su barómetro anual, la velocidad media de los autobuses urbanos en las ciudades analizadas es de 20km/h. Destacan por encima de esa media Rotterdam, con 24km/h, y sobre todo Helsinki, con 30km/h. Madrid se sitúa en 13,5 km/h y Barcelona en 12,3 km/h, las dos más bajas de la tabla.

Atuc entiende que, “en la velocidad de los autobuses influye la configuración del espacio urbano por el que discurren. Las grandes avenidas frente a calles estrechas y las zonas reservadas al transporte colectivo en detrimento del vehículo privado resultan determinantes para lograr una movilidad ágil y atractiva para sus usuarios”.

Con el objetivo de fomentar el uso del transporte público como exige la Unión Europea, sus operadores reclaman adoptar una serie de medidas en las ciudades y áreas metropolitanas que garanticen la sostenibilidad de la movilidad colectiva, tanto en términos medioambientales como económicos. Entre estas medidas, sobre las que ya se ha expresado favorablemente algún responsable público, los operadores valoran positivamente “la reordenación de los diferentes títulos de viaje y la extensión de zonas urbanas reservadas a la movilidad colectiva, así como la preferencia semafórica para el transporte público”.

Por lo que se refiere al precio del transporte en nuestro país, el mismo informe pone de relieve cómo las ciudades españolas tienen un transporte con un precio muy por debajo de la media en el continente, que es de 69 euros el abono mensual.

Ello es posible porque este servicio público, como tal, está subvencionado en torno al 50% de su coste por las diferentes administraciones públicas de las que depende. Así, el mismo título de viaje es de 34,60 euros en Bilbao, 54,60 euros en Madrid o 52,75 euros en Barcelona. Londres por ejemplo tiene su abono a 152,56 euros y Berlín, con una renta per cápita similar a la de Bilbao, según señala el informe, tiene un abono por 78 euros.

Por Mayte Rodríguez López