Vie. Dic 2nd, 2022
  • Unas ayudas que estaban siendo denegadas en su mayoría por no presentar un capital circulante negativo del ejercicio 2019
  • Los profesionales recurrieron estos criterios tras dos años de vaivenes y perjuicios económicos graves para el sector

La Federación Independiente del Transporte de Andalucía, FEDINTRA, ha solicitado a la Junta de Andalucía que revise los criterios de aplicación para conceder ayudas a las empresas de transporte de viajeros por carretera de la comunidad, ya que entre las condiciones se exigía criterios económicos previos a la pandemia, cuando se trata de ayudas precisamente para aliviar la situación de las empresas por el parón del COVID.

 Unas ayudas de 1.700 euros por vehículo, a todas luces insuficientes; pero que alivian en cierto modo los perjuicios económicos de la crisis Covid en las empresas andaluzas del transporte discrecional de viajeros por carretera.

La mayoría de solicitudes estaban siendo denegadas, por tenerse en cuenta criterios económicos, como el Impuesto de Sociedades o el capital circulantes, correspondientes al ejercicio 2019. «Si las ayudas se plantean como un elemento para aliviar los perjuicios del parón económico de la pandemia, no se podía entender que entre las condiciones a cumplir por las empresas, se valoraran situaciones económicas en periodos anteriores al Covid», señaló Antonio Vázquez, presidente de FEDINTRA.

La solicitud de estas ayudas supone un esfuerzo de burocrático importante, por eso ha sido importante la revisión por parte de los equipos jurídicos y administrativos de la consejería de Fomento, para cambiar la interpretación de los criterios y la adjudicación de las ayudas. El propio título de la Orden del consejo de Gobierno de Andalucía, de 24 de febrero de 2022, exponía que las ayudas contribuirán a minimizar el impacto económico y social del COVID-19 en el sector del transporte discrecional de personas viajeras por carretera en la Comunidad Autónoma de Andalucía.

Una vez realizadas las alegaciones, hay que señalar el buen talante demostrado por la Dirección General de Movilidad de la Consejería de Fomento, que nos ha trasmitido el cambio de criterio y se ha comprometido que “en breve se variarán estas condiciones y se procederá al envío de las ayudas a las diferentes empresas, que en algunos casos ya han comenzado a llegar”, apunta Antonio Vázquez.

El sector del transporte de viajeros por carretera es de los que más sigue sufriendo esta larga crisis económica por el Covid-19; y “estas ayudas nos permiten paliar en parte la economía de las empresas y sus trabajadores, que apenas cuentan con tesorería ni garantías crediticias” puntualizan desde la dirección de Fedintra.

Por M1A2Y3T4E5

Periodista especializada en movilidad y transporte público de viajeros. Editora de las revistas Carril Bus y City Motion

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *